Esperpento en yo menor



(o Rap del Pusilánime: pesadilla pornocómica para leer al trote)

El aire es muy denso
en este convento
con cuerpos desnudos
gozando entre muros.

Algunos se rozan,
las otras retozan
y muchos resoplan.
Los duros sollozan,
las frágiles rugen
y todos se hunden
en pieles ajenas
mezclando sudores
y flujos mayores
de plásticas flacas,
orondos barbudos,
velludas amorfas
y céreos forzudos
con viejos marchitos
o niñas de lujo
y pingajos huesudos
con gordas de sumo
y por mucho que sumo
no atino a contar
si somos cuarenta,
quien sabe, cincuenta
montones de cuerpos
de todos colores:

Los hay bien lampiños,
también veo armiños
de culos peludos
que suben y bajan
encima de piernas
que los atenazan
y bocas que engullen
si intuyen que nutre:
si mata no engorda
y si engorda no importa,
que aquí todo pasa
aunque no estoy seguro
hasta donde aventuro
y ya me arrepiento
de haber penetrado
con toda mi mano
en el coño hambriento
que hurtó mi alianza
y por mucho que intento
no logro ver dentro
y estoy medio muerto
si Carla descubre
que chupo las ubres
de vacas en celo
con cuerpos de azufre
y me castra ipso facto
si sabe que el viejo
que va con la gorda
me engulle la trompa
a ritmo de infarto.
Se ve que lo suyo
es ser mamporrero
y me guía hacia adentro
del amplio trasero
y al tiempo que ensarto
la vieja retuerce
sus carnes sin freno
y exhala con saña
un fétido aliento.

¡Que alguien me ayude,
no sé cómo pude
caer en la trampa!
En ese momento
no había otro puerto
ni libre ni abierto,
yo andaba demente
empalmado y de frente
y ahora lamento
mi falta de tiento.

Por suerte una niña
(tendrá como veinte,
menuda y hermosa)
que va muy caliente
ya viene y se posa
en la boca de gorda
que lame con ganas
la concha de marras.
La niña se inclina,
me saca el carajo
del culo de abajo,
lo traga con garbo,
si no para pronto
yo creo que estallo.

¿Y puede saberse
qué hace el anciano
lamiéndome el ano?
¡A mi me parece
que roza el exceso!
¿¡Y cómo se atreve
a meterme su dedo!?
Estoy que protesto y…
¡¡La Virgen, qué susto,
este viejo bujarra
la tiene de burro!!

No puedo escaparme:
la gorda me atrapa
con piernas-tenaza,
la niña me rapta,
el viejo me ensarta
y yo me atraganto.
Mi vida es un fraude
que veo en un acto.
El público aplaude
creyendo que gozo
aunque estoy en el pozo
y escucho a la muerte
llamando a la puerta
y ahora siento
el terror que no tuve
al tomar dos o tres
pastillitas azules.

Creí que podía,
pensé que esta noche
el sexo sería
mi blanca utopía
y lo único blanco
es la luz en el túnel.
Si salgo de ésta
la única ubre
(lo juro por Lourdes)
será la de Carla,
que es la que nutre
mi cuenta bancaria.


Doctor Tumult

Anuncis

One response to “Esperpento en yo menor

  1. brillant!!

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s